20 de mayo de 2015

NO SON PODEMOS, ¡SON UNA ESTAFA!

Escribo en estas líneas, lo que todos piensan pero nadie (hasta ahora) dice en voz alta y clara, pues se piensa que los “políticamente correcto” es no decir nada a la cara y “escupirlo” por la espalda, para que oficialmente nadie te señale con el dedo acusador. El crecimiento repentino en solo un año de la formación PODEMOS, ha desencadenado en una ola de personas dispuestas a tomar por asalto la política, al amparo de un líder contundente y un discurso general que conmueve a masas descontentas con el bipartidismo. Quizás, somos muchos los que estemos en sintonía con la esencia de las políticas de PODEMOS, y llevemos años trabajando en la línea de dar voz al pueblo y defender los derechos que al pueblo han sido quitados.

Cuando PODEMOS anuncia que no se presenta a las municipales (un acierto desde mi punto de vista) muchos de los que se veían alcaldes o alcaldesas sin esfuerzo alguno, se enfadan y deciden ir a buscar las famosas agrupaciones de electores que da como vía autorizada la dirección nacional, pero que se necesita del acuerdo entre partidos, colectivos ciudadanos y la recogida de 500 firmas (en el caso de Alaquàs). Pues bien, ni querían acuerdos, ni tenían el apoyo suficiente para conseguir 500 firmas, así que lo mejor era crearse como partido político, con color corporativo y símbolo parecidos al gran PODEMOS, pero sin ser PODEMOS. Aquí es dónde empieza la “estafa electoral” jamás vista en toda la democracia española.

PODEMOS ha denunciado a estos “partidos instrumentales” (nombre para justificarse ante la opinión pública)  y ellos van a su misión, que no es otra que engañar al electorado poniendo la palabra PODEMOS en grande, sin ser la marca y siendo solo una palabra que lleva a confusión, colorearse todo de morado y hacer una especie de círculo parecido pero sin que sea. Esto es la madre de todas las estafas, pues carecen de discurso, tienen un programa electoral muy general que sirve para Alaquàs o para San Sebastián de los Reyes pero que apuestan todo a que el tirón mediático de PODEMOS les haga el trabajo más fácil y conseguir así representación en ayuntamientos. ¿Y si luego no cumplen las expectativas?, pues no reclamen a PODEMOS porque estos no lo son!

Apenas llevan 3 meses constituidos, ¿Dónde estaban esta gente tan preocupada por el pueblo cuando en 2012 no cobraban los trabajadores del ayuntamiento?, ¿Por qué no fueron apoderados o interventores hace 1 año en las elecciones europeas por parte de PODEMOS? Esta misma gente tan enfadad con la transparencia local, ¿Dónde han estado desde 2011 hasta 2014 que no participaban en ningún pleno municipal? En solo 3 meses, han reunido más dinero que Compromís o EUPV (que tienen apoyo autonómico) para hacer una campaña electoral a la altura del PP y del PSOE, ¿Es una inversión con “intereses” a medio largo plazo? Quizás, es bueno valorar los proyectos, conocer a las personas y saber quién viene con pretensión de poder y quiénes tienen el deseo real de trabajar por el bien del pueblo. Porque lo que más claro está es que NO SON PODEMOS, SON UNA ESTAFA ELECTORAL!`

http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/2015/04/23/5537e31ae2704e57448b4579.html
Artículo de opinión
Jaume Sánchez